Un restaurante de impresión

llega-sci-fi-impresoras-tinta-comestible_plyima20140513_0013_1La tecnología esta cada día más presente en la vida cotidiana de prácticamente todas las personas, y cada vez la encontramos en lugares tan inesperados como peculiares que hacen que en muchas ocasiones nos preguntemos si es realmente necesario este despliegue.

Uno de los últimos casos de como la tecnología afecta a aspectos normales de la vida es la irrupción de un elemento que promete revolucionar muchos aspectos del mercado y del sector de los trasportes, las impresoras 3D.

Con éste producto se pueden crear piezas, estructuras y demás objetos desde la distancia a través de un sistema de superposición de capas sucesivas de material. Una tecnología que se había centrado hasta ahora en materiales como arcilla, plástico o metal, pero que ahora ha llegado también al mundo de la alimentación.

En Londres, el restaurante Food Ink., un local aparentemente normal, sin nada que llame en exceso la atención de los transeúntes, pero sin embargo en su interior se está gestando una revolución.

Se trata del primer restaurante que ofrece comida impresa en 3D. Se trata de un innovador proyecto en el que colabora el chef español con estrella michelín Mateo Blanch, encargado de la creación del menú.

De hecho, no sólo la comida es impresa en este restaurante. Todos los elementos usados por los comensales ha sido previamente impreso con la Focus-3D, un diseño creado por la empresa holandesa ByFlow. Esta impresora es la primera capaz de manipular alimentos y con ello la posibilidad de crear este concepto de restaurante que promete romper con todo lo establecido.

Para promocionar este nuevo concepto la empresa planea realizar una especie de gira que lleve este peculiar restaurante por ciudades de todo el mundo como Berlín, Milán, Barcelona, Tokyo o Las Vegas y donde se puede disfrutar de esta experiencia por un precio aproximado de 250 euros por persona.

Alfredo´s Barbacoa, la cocina americana en Madrid

Un negocio familiar que abría las puertas por primera vez en el año 1981, el mismo día que el fundador de Alfredo´s Babarcoa cumplía años. Este neoyorquino quiso compartir con el público español un sueño y llevar el sabor más americano a la capital a través de sus famosas hamburguesas.

De este modo, Lagasca se convirtió en su primer local, que tras casi 35 años, sigue estando abierto, con un público fiel. Pero, junto a este, otros dos restaurantes más que se han sumado al proyecto en el que, hoy, participa varias generaciones de la familia.

El segundo restaurante nació tan solo 5 años más tarde al lado del tempo blanco, en la calle de Juan Huartado, motivado por la necesidad de expansión debido a la falta de espacio, ya que el de Lagasca no destaca por sus grandes dimensiones, siendo un lugar perfecto para poder disfrutar de una buena comida en intimidad.

Y por los mismos motivos, en el año 2013 el nuevo Alfredo´s veía la luz en la calle Conde de Aranda, con unas dimensiones que superar a las de sus predecesores y, esta vez, comandado por la nieta mayor de los dueños. En este, además, se están llevando a cabo una serie de avances, al haber adaptado su cocina para los celíacos.

1904171_10153890164615237_267684916_n

Un restaurante famoso por las increíbles hamburguesas, de diferentes tamaños y cocinadas a la parrilla, así como los distintos platos que poder degustar, como es el caso de los lomos de 500 gramos o las deliciosas tartas caseras y dueños ahora de su propia cerveza.

Si estas por Madrid y quieres probar uno de los platos estrellas de la capital con sabor neoyorquino, no lo dudes ni un segundo y déjate caer por alguno de sus restaurantes, eso sí, siempre con reserva previa.

¿Porque Ponzano está de moda?

La calle Ponzano se ha convertido en este año 2016 en uno de los lugares de moda para salir.
Con mas de 45 locales en los 99 números que componen esta madrileña calle del barrio de Chamberí, los portales se alternan con bares y restaurantes que han hecho de este lugar un lugar de encuentro de gente joven, aunque también más tradicional, con una inmensa variedad de locales de todo tipo, clásicos y de cocina fusión.

Tanta es la expectación y éxito de muchos de los locales de la calle que hasta se ha creado un hashtag en el que se informa de las nuevas aperturas o de las noticias relacionadas con la actividad gastronómica de la calle, el #Ponzaning.

Para aquellos que descubran ahora este fantástico lugar para disfrutar de la compañía de amigos o familiares alrededor de una mesa o una barra de bar disfrutando de los mejores vinos y cervezas, así como de cocina tanto clásica como innovadora, vamos a recomendar una serie de locales que no debes perderte:

La sala de Despiece

Sala de despiece: el nuevo bar de moda en Madrid

Foto: http://www.traveler.es/

Es uno de los locales estrella de la calle, su aspecto busca recrear una carnicería con sus ganchos y cuchillos, en un espacio de azulejos blancos.
Es un lugar perfecto para tomar algo en la barra con taburetes altos, o bien comer en el comedor principal. Sus especialidades son las carnes, como no podía ser de otra forma, pero dispone también de ciertos mariscos y unos excelentes vinos.

La Máquina de Chamberí

salon-830x506

Foto: http://grupolamaquina.es/restaurante/la-maquina-chamberi/

Un local de corte más clásico, dividido en dos ambientes, puede ser un sitio para tomar un aperitivo en la barra, con una gran variedad de pinchos, raciones y tostas. En el interior hay numerosas mesas para una comida o cena más cómoda y tranquila, con un bonito patio interior cubierto donde se puede fumar tras degustar los ricos platos, en su mayoría provenientes de la cocina española tradicional.

La Contraseña

Restaurante La Contraseña

Foto: http://www.restaurantelacontrasena.com/

Es uno de los lugares más demandados gracias a su variedad de ambientes que lo convierten en un lugar perfecto para todo tipo de reuniones.
La barra de la entrada, un salón de tipo parisino, comedor cosmopolitan y una planta de arriba con mesas altas para picar algo, comer o tomar unos cócteles en función de las necesidades.

El Doble

Foto: tripadvisor.es

Es uno de los bares más típicos de la calle, con una gran fama de tirar las mejores cañas de todo Madrid. Es un local relativamente pequeño, con ricas tapas y raciones, muy recomendable para tomar las primeras cervezas, aunque es muy famoso también el vermouth de grifo.

Los Arcos de Ponzano

FACHADA

Foto: www.losarcosdeponzano.es/

Terminamos la lista de recomendaciones con otro restaurante clásico. Este local fue fundado en 1952 y mantiene un estilo clásico, algo alejado del rumbo que esta siguiendo la mayor parte de los bares y restaurantes de su alrededor, aunque el que se mantenga abierto significa que siempre queda espacio para la rica gastronomía típica, en este caso de Segovia.
Un lugar donde el buen comer está asegurado gracias a las raciones y platos castellanos, acompañados por alguno de los excelentes vinos que ofrece su bodega.

Recomendaciones de restaurantes en Sevilla

Con la llegada de la Semana Santa muchas ciudades de España se verán inundadas de turistas, tanto nacionales como extranjeros. Son especialmente significativas y celebradas estas fechas en la zona sur de España, por lo que se espera un lleno hotelero en ciudades como Sevilla. Para facilitar la estancia en la capital andaluza ofrecemos un listado con algunos de los mejores restaurantes de la ciudad  no solo desde el punto de vista culinario sino también premiando aspectos como localización o decoración.

Abantal

Fuente: abantalrestaurante

Es uno de los restaurantes sevillanos más reconocidos gracias a estrella michelín que le avala. Su jefe de cocina y copropietario Julio Fernández Quintero elabora cada plato para ofrecer la máxima calidad en una cocina que mezcla la tradición con un estilo más moderno y desenfadado, destacando algunos platos como la corvina curada en sal,la pluma ibérica o el marisco. El restaurante Abantal cuenta con una amplia sala con una capacidad de 28 a 55 comensales donde se combinan materiales fríos como el acero o el granito con muebles o paredes de madera buscando la mejor experiencia posible para sus clientes.

La Taberna del Alabardero

Fuente: G. Alexis Montero (http://www.minube.com/fotos/rincon/8922/2323651)

Este céntrico restaurante La Taberna del Alabardero se encuentra en una Casa-Palacio del siglo XIX que comparte con un pequeño hotel y una cafetería, y que dotan al lugar de un estilo clásico muy agradable y elegante. Uno de los motivos principales de su éxito se debe a que este restaurante es también sede de la Escuela Superior de Hostelería de Sevilla donde se forman algunos de los mejores cocineros del país. Los platos que ofrecen destacan por su innovación en la interpretación de comidas típicas como corvina a la parrilla o la cola de toro estofada con canela.

Abades Triana

5578910341_bff832b94a_b

Fuente: Abades Triana (Flickr)

Situado en el barrio de Triana este lugar se destaca no solo por unos platos cuidados y bien elaborado, sino especialmente por las magnificas vistas que ofrece a la Torre del Oro y al Guadalquivir que le han convertido en uno de los sitios de moda de la capital hispalense y le hacen competir con el restaurante El Mirador de Sevilla por las mejores vistas de la ciudad. Algunos platos destacados son el carpaccio de gamba blanca o el solomillo de buey relleno de setas al Pedro Ximenez.

Restaurante Burladero Tapas y Vinos

Fuente: Raul (http://www.minube.com/fotos/rincon/99901/2261461)

Como el nombre indica este es un lugar ideal para abandonar los formalismos de los restaurantes más clásicos y disfrutar de una de las tradiciones más características del sur de España, que no exclusiva de esta zona como ya vimos en una lista de lugares en Madrid, el tapeo.   Es uno de los mejores lugares donde disfrutar de la comida tradicional andaluza con un toque moderno amenizada con música en directo.

Restaurante San Fernando

Fuente: restaurante-sanfernando

El Restaurante San Fernando se encuentra en el patio interior de estilo andaluz del Hotel Alfonso XIII, uno de los más antiguos de la ciudad y que suele acoger a diversas celebridades en sus visitas. Los preciosos patios y salones interiores son un lugar de ensueño para degustar una cocina que interpreta los platos típicos de la gastronomía española, acompañados por algún vino de la excelente carta con la que cuenta.

Dónde degustar un buen rabo de toro en España

El rabo de toro es un guiso cordobés que se ha extendido por toda España. Allá donde haya una feria taurina encontramos numerosas raciones de este manjar. Cada vez quedan menos toros de lidia en las dehesas y cada día se sirven más platos de rabo, por lo que es evidente que muchas veces nos cuelan buey o vaca. A pesar de todo, es un placer degustarlo servido con una buena salsa y una rica guarnición de patatas o verduras.

En los restaurantes más refinados lo sirven deshuesado, que es más cómodo pero personalmente no lo disfruto igual. Al igual que cuando comes cordero o gambas, los comensales con los que comparta mesa, si hay confianza, deben entender que esta receta no se puede gozar de la misma manera si no se rebaña con las manos.

En Madrid es un plato que adquiere especial importancia durante las épocas de mayor actividad taurina. Les recomendamos algunos restaurantes para pedirlo:

Casa Toribio (Cardenal Belluga, 14). Muy cerquita de la Plaza de Las Ventas, tiene en exclusiva todos los rabos de toros que se lidian en esta plaza y en otros 100 ruedos de toda España, por lo que suele ser auténtico. Macerado en vino tinto desde la noche anterior, lo preparan a fuego lento con zanahorias, guisantes y champiñones, y lo sirven con patatas.

Casa Salvador (Barbieri, 12). Este restaurante de Pepe Blázquez está decorado con fotos de matadores y carteles de feria antiguos. El plato emblemático no podía ser otro que el rabo de toro. Excepcional.

El Fogón de Trifón (Ayala, 144). Cuenta con una materia prima de lujo y una ambiciosa selección de vinos. En esta casa preparan un rabo de toro estofado al vino tinto muy rico. Cocinado con ajo, cebolla, pimientos choriceros y crema de tomate, adquiere un sabor clásico y casero. Trifón Jorge, el chef, nos revela el secreto: “Prepararlo a fuego muy lento y con amor”. También lo incluyen con una buena ración de ricas croquetas.

El onírico mundo de David Muñoz

David Muñoz, el que se convirtiera en tres veces estrellas Michelín con su restaurante DiverXO, se ha transformado en un icono mediático con 86k de seguidores en twitter (@Dabizdiverxo). Sin embargo, el chef al que puedes ver asiduamente por televisión no ha tenido precisamente un camino de rosas para llegar hasta aquí. Antes de conseguir las tres estrellas Michelín, Muñoz tuvo que vender una propiedad y pidió un crédito a 25 años para montar Diverxo, arriesgando de esta forma su dinero en su propio talento.

Diferente y extravagante

Lienzos, animales, cascos de astronautas y otros inusuales decorativos visten “el mundo onírico” de DiverXO y StreetXo, los dos restaurantes de David. El cocinero explica que todos están dirigidos a cumplir el mismo objetivo: “Que la gente, cuando abra la puerta, entienda que no está entrando en un restaurante sino que está entrando en el mundo de David Muñoz“.

Diverxo

“Está basado en la imaginación y en la creatividad”, señala David. Situado en la calle Padre Damián número 23, el restaurante es ya uno de los más solicitados de la capital realizar una reserva en él es una misión digna de Tom Cruise. Se abren cada mes y se cubren enseguida, sin poder superar el número de seis clientes por mesa.

Una cocina única marcada por sensaciones muy intensas y creatividad pura tienen la culpa de este rápido crecimiento. El que vaya tiene que saber que la carta está compuesta por tan solo dos menús con precios de 145 y 200 euros, cuya única diferencia está en el número de platos que lo componen.

StreetXo

Se puede decir que es la versión low-cost de DiverXO. Tras el éxito durante su estancia en StreetXo de Callao, Muñoz y su equipo se han trasladado a la azotea del Gourmet Experience de El Corte Inglés de la Calle Serrano con un espacio de 200 metros cuadrados. “Esto va a ser mucho más bestia; StreetXo no es un restaurante, es una montaña rusa de experiencias, de sorpresas”, explica Muñoz, que ha querido como en la primera versión mantener precios asequibles. “El ticket medio comiendo y tomando dos cócteles será de unos 35 euros”, asegura sobre la versión más canalla y callejera de DiverXo.

La clave para esos precios es que no hay camareros, ni sumilleres. Sólo 18 cocineros creando a toda pastilla. Hay que comer de pie salvo que tengas la suerte de pillar alguna de las pocas banquetas existentes, la música suena a todo volumen, los cubiertos son de plástico y no hay vajilla sino papel encerado. Sin embargo, todas estas incomodidades se disuelven cuando comienzas a saborear.

Otra movida en Malasaña, restaurantes con tres “b”

El verano es sinónimo de terrazas y cenas que se alargan. De bullicio en los bares y restaurantes del centro de la capital, a pesar del éxodo que lo madrileños realizan a las zonas costeras. Pero la noche de Madrid sigue manteniendo ese toque especial que tanto le caracteriza, sobre todo en el barrio de Malasaña.

3388267352_4a5a72aa67_z

Lucía Ponce

Esta es la zona de bares y restaurantes con más historia de la ciudad. Aquí podemos encontrar: numerosas azoteas y terrazas perfectas para esas noches en las que sofocante calor nos da un respiro a eso de la media noche.

¿Por qué recibe este nombre? Lo hace por Manuela Malasaña Oñoro, una de las heroínas y víctimas del levantamiento del 2 de mayo contra las tropas napoleónicas. Pero esta zona cuenta con mucha más historia y es que aquí comenzó la famosísima Movida Madrileña.

Hoy en día es el barrio por excelencia de los Hípsters, esos con barbas en las que puedes perderte, elaborados bigotes, cuellos de camisa abotonados hasta la nariz prácticamente, flequillos eternos, son los que asisten a todo tipo de mercadillos, los que llevan la bici a cuestas, los que beben durante toda la noche en copa de balón Gin Tonics o comen cupcakes.

14306882070_f9b85b8bfd_z

micadew

Por lo tanto a continuación hablaremos de cinco restaurantes/bares que no te puedes perder en esta zona:

  • Clarita (C/ Corredera baja de San Pablo, 19)

Este restaurante cuenta con un ambiente bohemio a la par que moderno. Este es un sitio en el que poder disfrutar del ambiente pero comiendo bien. Una buena y exquisita carta pero con un precio óptimo.

Un restaurante francés del que quedarás enamorado. Un local con una decoración con un toque romántico, una variedad gastronómica bastante buena y a un precio asequible.

  • La Musa (C/ Manuela de Malasaña, 18 y en la plaza de la paja)

Un lugar en el que la comida está buenísima. No existe mejor descripción del lugar, únicamente falta por añadir que el precio es bastante.

Un local que ofrece una amplísima variedad de cervezas artesanales. Además, se elaboran unas tapas perfectas para acompañar esas deliciosas cañas.

Un local de dos plantas en las que encontrarás un ambiente totalmente diferenciado. Una parte está pensada para que disfrutes de las tapas y otra de los cócteles. Sin duda alguna la combinación perfecta entre calidad y precio que todos buscamos.

Restaurantes buenos, bonitos y baratos en el barrio de moda de la capital.

Los mejores desayunos de Madrid

El desayuno es el pilar fundamental de la alimentación. Aun así todas las mañanas salimos apresurados de casa con sólo dos galletas en el estómago y el café todavía caliente en la mano. Pero cuando llega en fin de semana, estamos hablando de otra cosa. El denominado “brunch” de los Domingos que estamos acostumbrados a ver en las películas poco a poco se está haciendo un hueco en la rutina de los españoles. Madrid empieza a tener más y más locales que cada mañana sirven deliciosos desayunos. Hoy te traemos los mejores sitios de la capital para disfrutar de un buen desayuno, ¡y sin salir arruinado!

Chocolatería San Gines

Aunque no sea lo que conocemos por un “brunch” no podemos hablar de desayunos en Madrid y no hablar de los churros por excelencia.
La Chocolatería San Gines tiene tanto éxito, que el 2010 abrió en Tokio una sucursal para poder ofrecer allí sus productos. Ahora ya tienen otros locales en Shanghai y Bogotá. Aunque podrás pedir refrescos, café, zumos y otros bollos, si vas allí y no pides unos buenos churros con chocolate te estarás traicionando a ti mismo.
Uno de los lugares más famosos de todo Madrid, lleva en activo desde 1894 y cuenta con numerosas menciones en la literatura popular.

Café Murillo

Con desayunos normales a diario y el obligado “brunch” los Domingos, el Café Murillo es el lugar perfecto para pasar una mañana tranquila en pleno centro. Muy cerca del Museo de Prado, en su carta encontrarás desde los platos típicos de desayuno (como los huevos benedictine o las tostadas francesas) hasta platos con inspiración de todo el mundo. Por unos 15 euros, podrás disfrutar de uno de los desayunos más completos de la capital.

Carmencita Bar

Jarras de mimosa a un euro y una carta con varios platos para elegir. Situado en plena Malasaña, en Carmencia Bar podrás probar los mejores huevos rancheros de todo Madrid. Un brunch que en verano se sirve en la terraza del propio restaurante y con el que quedarás tan lleno que casi no tendrás ganas de cenar.
No te olvides de reservar antes, no vaya a ser que se llene y te quedes fuera.

Vips

Vamos a abrazar las cadenas de comida por un momento y vamos a recomendar ir a Vips. Si lo que quieres es gastar poco y comer mucho, acércate al restaurante más cercano y si es antes de la una del medio día pide un desayuno americano. Patatas, huevos, bacon, dos tortitas y una bebida por el módico precio de 3.90. ¿Te lo vas a perder?

Lleva el restaurante a la mesa de tu casa

Con la llegada del verano nos apetece descubrir nuevos sabores y texturas en nuestro paladar, ¡y también hacer disfrutar a nuestros conocidos, por supuesto!. Las vacaciones típicas del periodo estival hacen que nos acostumbremos a ir a más bares y restaurantes aprovechando el buen tiempo y nuestro tiempo libre. Sin embargo, hay veces que no podemos permitirnos gastar tanto dinero en comer fuera y tenemos que quedarnos en casa, y eso no tiene por qué estar reñido con probar cosas diferentes. Lo mejor para esas ocasiones es llevar el restaurante hasta nuestro hogar y probar nuevas recetas a la vez que mejoramos nuestras técnicas culinarias.

restaruantes

El gazpacho o el salmorejo son algunas de las recetas más típicas del verano y buscando las recetas podemos darle un toque original y hacer un gazpacho de fresa o un salmorejo de sandía, por ejemplo, y llevárnoslo bien fresquito a la playa para marcar la diferencia. De la misma manera, puedes sustituir la harina de los boquerones fritos por tempura o sustituir el relleno de los tomates por una ensalada de cuscús en lugar de la de arroz o la ensaladilla rusa. Convertir tu casa en la mesa de un restaurante es bastante sencillo con pequeños cambios en nuestras elaboraciones que podemos seguir con bastante facilidad en cualquier página de recetas.

Uno de los lugares a los que podemos acceder es a la web Hay Cosas Muy Nuestras de Grupo IFA donde puedes encontrar una gran variedad de recetas diferentes para que puedas convertir tu casa en un restaurante y disfrutes comiendo los sabores más espectaculares. Recetas de cocina económicas, de reutilización de comida del día anterior, riquísimos postres, recetas de picoteo, gourmet ¡y mucho más!

También puedes convertirte en todo un experto en cócteles con o sin alcohol y encontrar las medidas exactas que harán de tus bebidas las más demandadas en cualquier reunión social. Cambiar los típicos Tequila Sunrises, Mojitos, Bloody Marys o Capiriñas por los llamados cócteles de autor puede servirte para que te sientas como en la terraza del lounge más exclusivo de la Costa del Sol desde la terraza de tu apartamento. Y es que, gracias a Internet, cada vez es más fácil convertirnos en nuestros propios chefs y poder probar todo tipo de sabores sin gastar más de la cuenta. Tus amigos y/o pareja los disfrutarán, ¡seguro!

Para llevar el restaurante a tu comedor solo hay que ponerle ganas de disfrutar de la cocina y seguir cada paso con tranquilidad. El objetivo debe ser siempre el mismo: hacer disfrutar a los que serán tus compañeros de mesa. En el país del mejor restaurante del mundo, crear nuevas texturas y sabores es una tarea que todos podemos desempeñar con éxito si contamos con una pequeña ayuda. Podemos convertirnos en las nuevas estrellas Michelin de nuestro barrio, sorprendiendo a nuestros familiares, amigos y vecinos con sabores con los que nunca habían soñado. Al fin y al cabo, basta con bajar al supermercado y comprar los ingredientes adecuados para tener un almuerzo inolvidable en la mesa de nuestro hogar.

Para los amantes de las tortillas

Madrid está repleto de restaurantes, bares, tabernas e infinidad de rincones donde comer y saborear lo mejor de la cocina española. Pero si eres un amante de las tortillas debes pasarte por la taberna la Búha. En pleno centro de la Latina, el barrio madrileño de moda entre jóvenes y no tan jóvenes.

Cada plato en La Búha es una auténtica obra de arte que anima al paladar tanto como a la vista. Situado exactamente en la Plaza de la Cebada, uno de los barrios con más vida de Madrid. Además, es el lugar perfecto para encontrarte con amigos y disfrutar de una velada animada e inolvidable.

La Búha es una auténtica taberna vasca que te invita a hacer algo en tu vida cotidiana para que disfrutes de los mejores sabores y rituales de la zona mediterránea. Podrás encontrar platos por sólo 17 euros o incluso menú individual que te introducirá en un verdadero paraíso para tu paladar. 

El plato más exquisito por excelencia de la taberna son las tortillas. Tortillas de patata de varios centímetros de grosor y rellenas de queso de cabra con cebolla caramelizada, queso mozzarella, e incluso gambas. No probarás otra tortilla igual en la capital.

Pero no sólo te ofrecen este plato. También podrás elegir entre otros platos típicos como ensalada tibia de tomate y queso provolone fundido con aromas de aceite de albahaca. Croquetas mixtas de jamón y boletus. Daditos de queso Brie rebozado y caramelo de vino tinto reserva.  Solomillo ibérico con queso Brie gratinado, y mermelada de zanahoria. Entrecot de buey a la parrilla con pimientos del padrón y patatas panaderas. O bacalao confitado. Y entre los postres destaca la tarta de manzana a la bretona, el brownie o el cheescake con arándanos.

Si quieres probar platos exquisitos ya sabes donde tienes que ir, porque además el servicio es estupendo y te sentirás como en casa.

¡Bon appétit!