Para los amantes de las tortillas

Madrid está repleto de restaurantes, bares, tabernas e infinidad de rincones donde comer y saborear lo mejor de la cocina española. Pero si eres un amante de las tortillas debes pasarte por la taberna la Búha. En pleno centro de la Latina, el barrio madrileño de moda entre jóvenes y no tan jóvenes.

Cada plato en La Búha es una auténtica obra de arte que anima al paladar tanto como a la vista. Situado exactamente en la Plaza de la Cebada, uno de los barrios con más vida de Madrid. Además, es el lugar perfecto para encontrarte con amigos y disfrutar de una velada animada e inolvidable.

La Búha es una auténtica taberna vasca que te invita a hacer algo en tu vida cotidiana para que disfrutes de los mejores sabores y rituales de la zona mediterránea. Podrás encontrar platos por sólo 17 euros o incluso menú individual que te introducirá en un verdadero paraíso para tu paladar. 

El plato más exquisito por excelencia de la taberna son las tortillas. Tortillas de patata de varios centímetros de grosor y rellenas de queso de cabra con cebolla caramelizada, queso mozzarella, e incluso gambas. No probarás otra tortilla igual en la capital.

Pero no sólo te ofrecen este plato. También podrás elegir entre otros platos típicos como ensalada tibia de tomate y queso provolone fundido con aromas de aceite de albahaca. Croquetas mixtas de jamón y boletus. Daditos de queso Brie rebozado y caramelo de vino tinto reserva.  Solomillo ibérico con queso Brie gratinado, y mermelada de zanahoria. Entrecot de buey a la parrilla con pimientos del padrón y patatas panaderas. O bacalao confitado. Y entre los postres destaca la tarta de manzana a la bretona, el brownie o el cheescake con arándanos.

Si quieres probar platos exquisitos ya sabes donde tienes que ir, porque además el servicio es estupendo y te sentirás como en casa.

¡Bon appétit!

Los restaurantes más “chic” de la capital

Llega el fin de semana, y a quien no le gusta salir un sábado a tapear con sus amigos, o quizás de cena romántica con su pareja mientras disfrutas de una merecida copa de vino. Y aunque a veces sales con pensamiento de no gastar, sabes perfectamente que no quieres acabar cenando una triste hamburguesa de 1 euro en Mcdonalds. Así que entre unas cosas y otras una simple salida te supone un mínimo coste de 20 euros. Te sientas, echas un vistazo a la carta y finalmente te decantas por pedir el plato más caprichoso del restaurante. Croquetas de boletus, una tosta con solomillo acompañado de queso de cabra y cebolla caramelizada, o rabo de toro con salsa de pimienta. ¿Y lo feliz que sales después de la cena? Por ello es importante saber dónde ir, pero sobre todo saber qué pedir. 

Recorriendo la capital hemos seleccionado los restaurantes considerados más “chic” de Madrid. Lugares bonitos y acogedores donde pasar un rato agradable mientras te deleitas con los platos más exquisitos y típicos del local.

1. Clarita

En la calle Corredera Baja de San Pablo 19, más conocida como la zona de Malasaña se encuentra uno de los restaurantes más “chic” de la zona. Un local bonito y sobre todo acogedor en el que podrás degustar platos exquisitos como: vieiras con ajada y trufa o con su ceviche, las alcachofas, el atún con chutney de cerezas, o el pulpo a la brasa con cachelos de patata asada y chutney de mango. Pero no debes irte además de sin pagar, sin probar un gintonic, son de matrícula de honor.

2. Mr Frank

Inaugurado en el año 2013, este restaurante situado en el barro de las Letras, cerca del Congreso, es otro de los restaurantes más destacados. Es recomendable probar sus platos estrella, el excelente bacalao confitado con rebuchón de patata y tinta de calamar, el tataki de atún con mayonesa de soja o el pulpo a la brasa. Además, su decoración con estilo industrial te encantará y te hará sentir en un ambiente tranquilo y familiar que te hará volver a la calle Jovellanos 6.

Restaurante Mr Frank

Restaurante Mr Frank

 

3. Saporem

Nos trasladamos ahora hasta la calle Hortaleza 74. Allí se ubica Saporem, un restaurante divertido donde poder disfrutar de música en directo y una gran variedad de platos creativos que te enamorarán. Destacando entre ellos: el sobao pasiego con huevo poché y foie, los canelones de pollo y mango o su pizza de calabaza y trufa. Pero su encanto principal es la terraza de la que dispone todo el año, y en la cual serás feliz mientras tomas su exquisita sangría de cava, que es una especialidad de la casa.

4. El Colmao.

Oculto entre las ajetreadas calles del barrio de La Latina, cerca de la plaza de la Paja, y más en concreto en la calle Redondilla 7, podemos encontrar este restaurante llamado El Colmao. Donde su especialidad es el delicioso pastel de carne, que te hará recordar la cocina de tu abuela o tu madre ahora que estás fuera de casa.

5. Celso y Manolo

Y finalmente, si eres de los fieles a las costumbre de toda la vida, debes visitar el restaurante Celso y Manolo, una tasca madrileña situada en la calle de la Libertad 1. Se trata de un local dirigido por los hermanos Zamora, y al que le han dado un toque “hípster” a esta castiza taberna de vermut y tapas. Te recomendamos saborear los tomates de huerta, conservas deliciosas, bocadillos de autor, pescados, y por supuesto, un vermut aromático rodeado de los tuyos.

Distintas opciones, en distintas zonas de Madrid. Ahora sólo tienes que elegir el lugar, el restaurante y lo que quieres comer. ¡Bon appétit!